Lo que hay que saber sobre la Custodia Compartida

Lo que hay que saber sobre la Custodia Compartida

Publicado hace

2 meses

Por:

Está claro que la Ley no funciona del mismo modo en todos los países, y que muchas veces al desconocer cómo funciona nuestro sistema legal podemos terminar en situaciones más complicadas de lo que hubieran sido de contar con la información adecuada.

Antes de que me pasara todo lo que me pasó, lo cierto es que ni siquiera distinguía entre patria potestad y custodia compartida.

Hoy en día, no solo distingo estos dos términos con claridad, sino que conozco más casos como el mío, algunos con final feliz y otros no tanto.

Ahora no me cabe la menor duda de que la patria potestad se asigna siempre a los dos padres en la sentencia de divorcio y de medidas, y se refiere al conjunto de derechos y deberes de los padres que lleva aparejada la protección integral, desarrollo y cuidado de los niños.

Por otra parte, la guardia y custodia, tiene que ver con la convivencia habitual de los hijos con los padres y se puede atribuir de manera exclusiva a uno de los progenitores, puede ser compartida entre ambos o bien asignarse a un tercero, para el supuesto de que ambos padres sean incompetentes o perjudiciales para el menor.

Además, concretamente en España la custodia compartida es una medida excepcional, pero en muchas comunidades se enfoca de manera preferente. Se trata de una medida fácil de aplicar cuando ambos cónyuges la solicitan, los problemas aparecen cuando la decisión de este tipo de custodia no es unánime.

¿Qué ocurre al divorciarse una Pareja cuyos miembros son de Países Diferentes?

Lo curioso es que uno nunca piensa que le vaya a pasar, que tras divorciarte con tu pareja llegaréis a un acuerdo y trataréis de hacer el proceso de divorcio lo menos traumático posible, sobre todo pensando siempre en el bien de tus hijos, que al final son lo único que importa.

No obstante, a veces y sin ninguna mala intención las cosas pueden complicarse un poco. Mi caso es algo parecido a uno muy sonado de una abogada valenciana llamada María José Carrascosa que cumplió una condena de 14 años en Estados Unidos por llevarse a su hija a España sin el permiso del padre. De hecho, hasta prepara un libro centrado en esta parte de su vida llamado “A broken american dream”.

Y es que si algo hay como resultado de la globalización son muchas parejas cuyos miembros pertenecen a parejas distintas. El problema de esta situación tras un divorcio es que si uno de los miembros de la pareja decide volver a su país de origen la distancia entre ambos hace muy difícil conseguir la custodia compartida.

Por suerte, mi caso no resultó tan dramático como el de esta abogada valenciana, también conté con el asesoramiento de Custodia Hijos. de Duran & Duran Abogados con su abogado experto en custodia compartida.

Se trata de un servicio que te informa a la perfección de cómo actuar y, si bien consideran que un divorcio siempre es un fracaso y tratan de que la situación no llegue a complicarse, una vez que se produce, los principales afectados (y más frágiles) siempre son los hijos.

En este sentido, en el artículo 92.5 del Código Civil, cuando la custodia compartida de los hijos es solicitada de mutuo acuerdo por ambos cónyuges, procurando no separar a los hermanos, los jueces suelen concederla de manera preferente.

Sin embargo, en los divorcios donde solo uno de los cónyuges solicita la custodia compartida, se establece que se trata de una medida excepcional que solo podrá acordarse si de esta forma se protege de adecuadamente el interés del menor.

En este sentido, los jueces antes de acordar la concesión de la custodia compartida deberán recabar el informe del Ministerio Fiscal, oír a los menores que tengan suficiente juicio (siempre y en todo caso a los que tengan más de 12 años) y valorar la relación que los padres mantengan entre sí.

El asesoramiento de mi abogado fue parte crucial de que todo se resolviera sin llegar a juicios, al tratar el tema desde la legalidad y hacer entender a mi ex pareja la realidad de la situación y que, según el Consejo General del Poder Judicial de 2012 la custodia se otorga, en la mayoría de los casos, en un 84 % a las madres y siendo similar en su país, entendió que lo mejor sería llegar a un acuerdo mutuo sin tener que pasar por el juzgado.

Desde entonces cuando alguna amiga o amigo pasan por una situación similar les cuento mi historia y que no importa lo bien que se lleven, siempre está bien conocer la Ley para estos casos porque nunca se sabe cómo puede resultar un divorcio.