Cuando se trata del futuro de los niños y de sus necesidades educativas, como adultos, debemos buscar las herramientas que le ayuden a desarrollarse de una forma positiva, integral y que a largo plazo sean las que los ayuden no solamente a mantener unas buenas calificaciones, sino que los guíen a encontrar sus fortalezas y debilidades a la hora que deban tomar decisiones más serias, por ejemplo, cuando se trate de elegir sus estudios superiores...
Seguir Leyendo